Make your own free website on Tripod.com

 

REGENERACION

Charles Weber

 

    Todo lo que existe es una expresión de la energía cósmica que se manifiesta en diferentes planos del ser. A la final la energía proviene del Principio, o Voluntad, Principio de la Deidad. A medida que desciende y compenetra todos los mundos del ser, estampa el sello de Dios en la innumerables sílabas de Su Creación.

    La misión del hombre en la tierra no es simplemente aprender el lenguaje divino, sino hablarlo como  Dios lo hace , un Logos por su propio derecho tal cual es potencialmente. Siendo así, la autoconsciencia en evolución describe el sendero del logro. La existencia durante el renacimiento ayuda a conseguir éste objetivo dándole nacimiento al cielo en la Tierra, elevando la consciencia más allá de la muerte, aún cuando el hombre permanezca en su cuerpo, haciéndole consciente de su ser Espiritual. Porque en tanto que el  hombre terrestre - el hombre sensorial- se encuentra en su casa del cuerpo físico, se halla a años luz de Dios. El progreso espiritual es marcado por el desplazamiento de la identidad de la personalidad mortal y pasajera a la individualidad permanente, el Ser de Luz en otras palabras, involucra una redistribución y transformación de energía.

    Como el Espíritu Santo es la energía creadora en la naturaleza, la energía sexual es su reflejo en el hombre. Específicamente, es el éter de vida del cuerpo vital, el cual es el medio a través del cual se expresa la función creadora. Por eso, María, la madre de Jesús, fue y lo son todas las madres, protegidas y conciben por el poder del Espíritu Santo; astrológicamente, por medio de las influencias de la Luna; en términos de la Jerarquía, por medio de las energías manejadas por huestes angélicas, cuyo Iniciado más elevado es Jehová y cuyo emisario especial relacionado con los nacimientos de los niños es Gabriel.

     La energía creadora es la fuerza por la cual un hombre puede y tiene que efectuar la conversión de su consciencia del hombre viejo al Hombre Nuevo. Una regla cardinal en esta conversión es la conservación. El uso de la fuerza creadora para otros propósitos distintos a la procreación es un pecado contra el Espíritu Santo que debe ser expiado (Mat. 12: 30-32) sino que debe ser expiado ( Preguntas y Respuestas, Vol. I pág. 221). La humanidad en conjunto sufre de ese pecado en cuerpos físicos de baja vitalidad y funcionamiento defectuoso y mientras se halla encarnado, se le olvida su identidad espiritual.

    El relato bíblico de Adán y Eva en el Edén relata la génesis del abuso de la fuerza vital creadora, por medio del deseo o pasión, personificado en Lucifer impulsador de la expresión de ésta inherentemente casta función del cuerpo vital haciendo que el hombre cayera de su consciencia de las realidades de los mundos internos para vivir en las formas físicas sujetas a la muerte.

     El sendero que  el hombre tiene delante de sí ahora,  es dejar de vivir en degeneración  y en lugar de eso generar vidas y vivir regeneradamente. Este ideal  ha sido puesto delante de la humanidad que aspira por medio del misterio del Santo Grial, cuyo significado Max Heindel de manera explicita igualó a la castidad  en la Conferencia 17 del Cristianismo Rosacruz. Los caballeros del Grial, aspirantes espirituales, tomaban el voto de la pureza y la castidad como prerrequisito para su avance espiritual. Esta pureza está simbolizada por la flor abierta que sostiene el Querubín que se encuentra en la puerta del Templo de Salomón. Este emblema “le da al aspirante el mensaje de que la pureza es la única llave con la que podemos esperar abrir la puerta que conduce a Dios.”

La sangre es la máxima expresión del cuerpo vital. Se dice que las gotas de sangre de Jesucristo, puras y cargadas  con el alto potencial de las fuerzas vitales fueron recogidas en un cáliz o grial por José de Arimatea señalando ese logro del discípulo al espiritualizar su cuerpo vital. Sabemos que la flor es el órgano generador de la planta. Caliz y calyx tienen el mismo origen, refiriéndose ambos a la corola de sépalos u hojas con figura de pétalos que se hallan en la base de la flor. Ellas forman una copa que contiene las semillas o principio vital de la planta. El sacramento de la santa comunión estimula al hombre a participar en y a afirmar el sacrificio continuo de Cristo, el derramamiento o la ofrenda de Sus fuerzas vitales para la elevación de la humanidad, puesto que el éter planetario fue vivificado por medio de la admisión de la vida de Cristo gracias a la intervención de la sangre preciosa de Jesús. El Espíritu de Vida de Cristo halló expresión en el cuerpo vital de Jesús por lo tanto fue capaz de refinar y acelerar la calidad vibratoria del vehículo etérico de la Tierra. Esta verdad se encuentra en las palabras de Jesucristo a la samaritana: “ Más el que bebiere del agua que o Yo le daré, no tendrá sed jamás; sino que el agua que Yo le daré será en él una fuente de agua  que salte para  vida eterna” (Juan 4:14). El éter de vida es un canal para el Espíritu de Vida.

El cáliz de la Eucaristía tiene su contraparte oculta en la naciente estructura del cuerpo vital del aspirante la cual tiene su raíz o base en el sacro, con su tallo entre la vértebra lumbar y torácica y su copa-flor centrada en la garganta. Esta figura denota una facultad que con el tiempo será común en la humanidad evolucionada: un órgano etérico en el lugar de la laringe que será capaz de generar formas vivas.

     Las investigaciones clarividentes de Max Heindel indican que el órgano que es ahora la laringe estuvo una vez , cuando el Ego era aun una unidad creadora y ocupaba una forma circular, parte del órgano generador.  Esto tiene eco en la forma del niño embriónico, cuyo desarrollo antenatal recapitula el desarrollo físico de la raza humana.

La rosa blanca en el emblema Rosacruz en el lugar de la laringe, significa lo que será el desempeño futuro de esta estructura rudimentaria. Cuando la vida y amor del hombre se vuelven sin pasión ( lo cual está representado por la siete rosas rojas) y haya  desarrollado un cuerpo alma (simbolizado por la estrella dorada) , podrá hablar la palabra creadora y ubicar  formas etéricas en el espacio. Hoy día los Auxiliares Invisibles  (seres humanos quienes trabajan en sus cuerpos etéricos) emplean este órgano sutil para construir tejidos sanos en las áreas afectadas de los cuerpos de los pacientes.

La cruz del cuerpo y la senda del aspirante espiritual están de manera arquitectónica representados en la catedral Gótica , cuyo coro tiene la ubicación de la laringe, justo un poco más allá del lugar del corazón   , donde las corrientes vital y de deseos se intersectan y el hombre mortal se haya crucificado. De la laringe de la catedral proceden los himnos de alabanza y que dan fe de la vida superior y más allá de la muerte.

En la actualidad, el ego está aprendiendo su rol como creador de formas vivas aprendiendo como hablar, cuando hablar, y que hablar. Cómo hablar se refiere no solo a la articulación de letras, fonemas y cosas similares sino también a la entonación, inflección, ritmo, y énfasis que conllevan sentimientos y matices que son la esencia de la comunicación y que pueden resultar triviales cuando se reduce a sus meras componentes literales.

Cuando hablar se refiere a la sincronización y sintonización con el ambiente que lo rodea y entender el valor o impacto de los sonidos. El Mundo del Pensamiento se caracteriza por el tono; los pensamientos revelan su naturaleza esencial por medio de la nota clave que ellos emiten. La disonancia en este mundo se observa claramente como una fuerza desintegrante capaz de destruir las formas físicas basadas como son en el pensamiento. Los sonidos físicos organizan la materia del mundo objetivo y preservan sus formas. En un plano superior, podemos entender el fiat creador, “ hágase, “ como una frase codificada para la creación de Palabras Cósmicas en su forma de arquetipo. A esto es a lo que se refiere Platón como Formulas Universales. El efecto maligno de las palabras ordinarias o inarmónicas pronunciadas a un niño sensitivo se observa fácilmente, y en alguna parte dentro de nosotros está ese niño.

Que hablar. La Palabra Inicial, el Logos es la expresión del  Principio Amor- Sabiduría de la Divinidad. Todas las palabras habladas en el plano material deberían emular este prototipo espiritual y servir como vehículo para la iluminación y comunicación con el prójimo.

Cuando recibimos la energía creativa y le damos expresión en forma pura, glorificamos nuestro Creador y espiritualizamos nuestros instrumentos. Esto exige que dominemos nuestra naturaleza emocional, que siempre está exigiendo el gasto de la energía vital con el fin de gratificar intereses puramente personales o mundanos.

Si, sin embargo, vivimos la vida como un sacramento, si hablamos las palabras como si fueran oraciones o himnos de alabanza, si imbuimos nuestras acciones con la noble impersonalidad de los gestos rituales del servicio, si entendemos el servicio como la consagración continua del momento actual para la gloria de la Presencia Divina si vemos y vivimos la vida como si fuera un servicio continuo de una iglesia entonces la energía creadora queda exaltada y todas las formas de la vida, son imágenes sagradas en el Templo del Universo.

      Como seres humanos deseamos llegar a elevadas alturas del ser- a tener visiones sublimes, pensamientos nobles, poderes espirituales – pero  a  cada momento desgastamos la energía por medio de la cual estas aspiraciones se pueden volver realidad. La incontinencia sexual es sencillamente el abuso más común de la energía creadora. Esta misma energía se expresa a través de la palabra hablada. Arquetípicamente esta, la Palabra es el único engendrado por el Padre. Debemos recordar que la facultad verbal se origina en la separación de la mitad de la fuerza creadora que primero se usaba solamente para la procreación autónoma. Por consiguiente la castidad y la continencia del lenguaje se vuelve más critica que la pureza generativa. El hombre eventualmente trabajará con las fuerzas superiores y será capaz de investirlas con vida, y no solamente proveer la semilla para las formas que se hallan investidas por otras agencias espirituales con vida. Es evidente que el pecado contra el Espíritu Santo incluye la promiscuidad del lenguaje: prolijidad lamentos, criticas, conversación trivial, chismes, ostentación- la lista de abusos verbales por su puesto es larga.

     “Mas os digo que de toda palabra ociosa que hablen los hombres de ella darán cuenta en el día del juicio. Porque por tus palabras serás justificado y por tus palabras serás condenado”(Mat. 12:36-37). Santiago establece claramente que si un hombre puede controlar su lenguaje puede controlar su naturaleza de deseos. “ Si alguno no ofende en palabra es varón perfecto, capaz también de refrenar también todo su cuerpo” (Santiago 3:2). La afirmación de ser inofensivos como palomas se refiere a la palabra hablada al igual que a las acciones.

      Una de las formas más efectivas del lenguaje es el silencio. El silencio es un precepto cardinal del estudiante de las Enseñanzas de la Sabiduría Occidental que produce elevado crecimiento espiritual. Primero, ayuda a conservar la fuerza creadora. Ayuda a mantener la continuidad de la interioridad y la tranquilidad y prepara lo interno como un santuario que la Deidad puede visitar y hablar palabras inaudibles para los oídos externos. Además, el silencio puede ayudar la consciencia a quedar libre de preocupaciones y dramatizaciones, puesto que la mayoría  de nuestras conversaciones están dirigidas al avance de la personalidad transitoria y a justificar sus proyectos materiales. El silencio puede promover que el ser superior emerja dentro de la consciencia de cada uno.

      Cuando un hombre verbaliza sus pensamientos sin que pronuncie sonidos vocales, está espiritualizando la facultad verbal y construyendo el órgano etérico del lenguaje, augurando el día en que concebirá inmaculadamente. Consideremos la eventualidad de que nuestros hijos verbales tengan la vida y realidad de nuestros hijos físicos. No nos hará esto tener una pausa antes de poblar sin pensar los eteres?

     Otro espacio para la expresión de la energía creadora es por medio de los gestos y acciones del cuerpo físico. Cuando estos movimientos son equilibrados, balanceados enfocados y en armonía con el ambiente el hombre adoptará una condición de danza. Igualmente el lenguaje perfeccionado se asemeja a una canción.

     La pacificación  o dirección de la energía nerviosa que urge el movimiento esporádico, espontáneo y sin sentido  es otro aspecto del autocontrol, por el cual solo se generan  acciones inteligentes , con el propósito de servirle al Ego.

     Por encima de todo, debemos esforzarnos por controlar el pensamiento y contener y ordenar su actividad de manera consistente y continua. El pensamiento consciente o inconsciente se halla detrás de todo lo que existe en el mundo externo. El pensamiento elevado es generado por elevadas vibraciones. El pensar en abstracto no se puede dar en medio de  emociones  turbulentas  que constantemente desgastan energía. Los pensamientos concentrados generan un prodigioso poder, haciendo posible la realización de todo proyecto o la realización de cualquier ideal.

     Estas reflexiones sobre la conservación de la fuerza creadora expresada por la naturaleza inferior indica la forma en la cual el Ego puede efectuar la conversión de energía en conciencia superior. Por medio de la cooperación de la energía centrífuga Marciana que se expresa desde el centro en Aries, por medio del discernimiento y el control de la manifestación en los planos inferiores, la fuerza vital es acumulada y tiene lugar una transmutación en energía Plutoniana bajo la regencia de Escorpión. Aquí es donde la conciencia se regenera. La Energía explota desde el centro en el signo cardinal de Aries y se implosiona en el centro del signo fijo Escorpión , el signo y zona vibratoria de la regeneración.

     El meollo de la iniciación radica en la pureza, castidad, gentileza,  inegoismo de pensamiento, sentimiento , palabra y acción. Solo de esta manera se puede obtener la necesaria energía para permitir el nuevo nacimiento. En su ensayo “La Exclusa de la Elevación” Más Heindel habla metafóricamente del proceso de transmutación.

Para que el recipiente que es la conciencia  pueda ascender de un nivel bajo a uno alto de operación debe primero cesar de gastarse a si misma en acciones propias de su condición caída. Primero debe darse cabida a si misma e igualmente importante, debe  permitirse ser contenida , permitiendo que las aguas de la vida lleguen a su nivel y no se vaya por el sifón. El receptáculo de la conciencia se eleva entonces hasta que las puertas o exclusa  deja de ser útil porque el Ego ha trascendido su previa condición y se puede embarcar ahora sobre el mar de un nivel superior de vida y entendimiento.

La misma verdad  se encuentra y se demuestra en la alquimia espiritual donde al  reunir los agentes apropiados ( las verdades de la Ciencia del Espíritu) , en la cruz de la conciencia , la formula es herméticamente sellada y entonces se produce la transformación , el plomo de la personalidad se transmuta en el oro de la conciencia espiritual.

     En un nivel, el hombre , o mujer , conciben, se genera una forma física, y la existencia mortal  tiene realidad. De otra parte , el hombre , o la mujer, concibe , y se genera una forma de pensamiento. Si el hombre conoce a la mujer o la mujer al hombre en el sentido bíblico de la palabra (en el que conocer es sinónimo de acto generador) , se fortalece la conciencia física y un niño puede ser el producto de este “conocimiento”. Si un hombre , o una mujer en verdad conoce su Yo,  cada uno sabe que su verdadero Ser es una entidad completa creadora – Un Hijo de la Luz tal como era cada Ego en la Epoca Hiperborea y como será de nuevo en el Período de Júpiter. Por eso en los portales de los antiguos templos estaba inscrita la admonición “Hombre, conócete a ti mismo” : Que el hombre parcial, mudable, inferior, conozca  el completo y superior, a Dios en el hombre; que viva en el hombre celestial que esencia somos; Que conciba a Dios; que renazca.

     En otro contexto, la serpiente de bronce en el desierto simboliza el re-encaminamiento de la energía para regenerar la consciencia. La serpiente horizontal es emblemática de la conciencia mundana y de las corrientes de deseos que fluyen concéntricamente con la periferia de la Tierra. El poder de las serpiente de la vida, redirigida, sin embargo, elevada hacia arriba dentro de la espina dorsal y en la vida del aspirante espiritual , guarda simpatía con las energías vitales que proceden del centro de la Tierra y pueden generar la conciencia en los mundos invisibles.

Así como Moisés levantó la serpiente en el desierto de su cuerpo, así también debe ser levantado el hijo del hombre (Números 21:8-9). La vara de Aaron que floreció tiene un significado similar: una facultad latente en el Santo de los Santos del hombre ha sido vitalizado; las energías vitales retenidas, purificadas y espiritualizadas por medio de pensamientos nobles , sentimientos, lenguaje y actos transmutados en poderes anímicos.

     La fuerza creadora, evolucionando en la materia fisiológicamente fluye hacia abajo por el sacro y el coxis y las estructuras asociadas con los centros nerviosos de la base. Esta es la misma energía que avanza hacia arriba por el canal espinal culminando en el despertamiento de los centros de la cabeza. El mago negro, quien trabaja en contra de la Naturaleza, pervierte la fuerza vital y la envia hacia abajo a través de los órganos inferiores. La puerta de la cabeza permanece cerrada para el y se retira por la ruta de los pies, por donde sale el cordón de plata (Preguntas y Respuestas, Vol II, p. 235). El emblema de esta práctica pervertida es el pentagrama invertido.

    Los murales egipcios y figuras retratan el descenso y ascenso del fuego espinal como en la forma de una serpiente  cuya cabeza sale del pubis, plexo solar o de la cabeza , dependiendo del uso que se le de a la fuerza. En el ultimo caso representa el logro de la clarividencia positiva y de los poderes iniciáticos. La corona con la cabeza de serpiente, conocida como el Uraeus, identifica la activación de la glándula pineal.

     En la iconografía India , Krhisna a veces se muestra en meditación con el  fuego espiritual espinal elevado con la figura de una cobra arqueada sobre su cabeza. El mismo significado del poder creador  transfigurado se adjunta al nombre del Indio Azteca salvador del mundo, Quetsacoatl, que literalmente significa “ Serpiente de la Pluma Verde”

     El vara  de Hermes  (el caduceo) puede entenderse a la luz de lo mismo. Uno de los más conducentes y sugestivos símbolos para el desarrollo del alma jamás dado a la humanidad, representa el poder creador de la Deidad en manifestación y la directa ( así como circular) ruta para la unión autoconsciente con la Deidad, el Ser mas intimo por medio de la cada ve mayor sublimación de la fuerza creadora.

     La clave a enfatizar en este punto es que toda energía, sin importar que forma tome  y anime, viene de Dios y es de Dios y por lo tanto es fundamentalmente sagrada.

    Porque en Dios vivimos, nos movemos y tenemos nuestro ser. Si nuestras vidas siguen la línea de la menor resistencia , de ir sobre las olas del impulso del momento, vivimos solo en lo formal, que dura tanto como dure la fuerza vital que le dio forma, cohesión y vitalidad. Igualmente es válido de la fuerza mental que sostiene el arquetipo en el Mundo del Pensamiento Concreto.

    Pero, si seguimos la senda de la regeneración , continuamente estamos creando y recreando nuestra conciencia y nuestro ambiente y actuando recíprocamente en el, muriendo diariamente de modo que día a día nos reformemos y transformemos. El cambio es la base del crecimiento continuo. No es cambiar por propio beneficio , como la solución que se anhela a una difícil situación  o como el recurso de un anarquista por una condición diferente a la actual. El  énfasis es primordialmente en la  apertura interior. En el entender que la vida busca siempre formas más versátiles e inclusivas para desarrollar su divino potencial. Encender el suave carbón  de los fáciles llamados centrados en si mismo solo produce calor transitorio y acumula mucha ceniza  que eventualmente nos sepulta. Si embargo, si las urgencias interiores son acomodadas por medio de la retención y la concentración de los impulsos , fabricamos  el carbón blanco, el cuerpo diamantino, aclarado y depurado en los fuegos purgatoriales del sacrificio y del sufrimiento. Este es el cuerpo de Luz , la Piedra Filosofal, el Mar de Vidrio de la Revelación , El Mar Fundido de la Masonería. Este logro significa el control conciente de una forma superior de energía creadora , la posesión del Poder del Grial. Produce lo que se denomina un pilar en el Templo vivo de Dios de donde no saldrá ya más.

    Como Jesucristo le explicó a Nicodemo, el hombre, nacido de la carne, tiene que volver a nacer del Espíritu, porque la carne y la sangre no puede heredar el Reino de los Cielos. El Espíritu es el padre de la materia . Ahora el fuego en la materia se recoge  a si mismo e incorpora su esencia en él.

     La Luz es enfocada en  la  oscuridad del hombre caído. Se revela al Dios escondido el Ser de Luz interior. En el ser compuesto de Cristo-Jesús, encontramos la clave de la verdadera alquimia Cristiana.  Molde arquetípico que ha sido dado al mundo, fórmula vital para trascender las limitaciones materiales, para aniquilar la ilusión y la desilusión de la conciencia que solo se conoce a si misma como el mero cuerpo físico, del cual se derivan  pensamientos y sentimientos . La Presencia continua del Cristo sacrificado irradia la fuerza que es capaz de vencer esta decepción debido a que fortalece la facultad de vivir por encima y más allá de las formas materiales. Con el tiempo, el Cristo en cada uno de nosotros se levantará de esta muerte que es la perspectiva puramente material y  saber que nuestro verdadero Ser es inmortal y nuestro Espíritu, Divino.  Todo esfuerzo que hagamos por vivir regeneradamente nos acerca a esta concecusión.

 

 - Traducción de Jorge Rey

 Rayos Mayo-Junio de 2003

 

Regeneration by C.W.

 

HOME

 MYSTIC LIGHT

RAYS FROM THE ROSE CROSS

 

 

Click here to visit the Rosicrucian Fellowship Official Web Site

 Click here to visit ROSE CROSS, A Quarterly Rosicrucian Online Magazine

Click here to read Excerpts from Charles Weber Writtings  

Click here to visit  News About Mount Ecclesia English Edition

Click here to visit  News About Mount Ecclesia Spanish Edition

  

MYSTIC LIGHT is a Christian Esoteric   Online Magazine created and supported by Students of the Rosicrucian Teachings  and dedicated to promote The Western Wisdom Teachings and related subjects. It is related to The Rosicrucian Fellowship but not formally affiliated with it.

It is not an official website of The Rosicrucian  Fellowship and does not necessarily represent the thoughts of Headquarters one way or another.


 
Writers of published articles are alone responsible for statements made

 Editor & Web Master: Alexandre David